domingo, 23 de noviembre de 2008

Eco
















Mi voz se estampa contra las paredes y regresa a mí amplificada. La ausencia de muebles , decoración o mil artilugios que normalmente tenemos amortiguan muchísimo los ruidos.
Los ruidos , el frío, .....
De frío tiritan las ventanas y puertas, desnudas . Frío tiene el suelo, despojado de alfombras, la terraza sin macetas y sin sombrilla, la bañera sin cortina, la cocina sin una sola sartén que ladre gotas de agua en el aceite o sin el aroma a café después de la comida. Frío está mi dormitorio sin nada que me pertenezca dentro.
Frío, creo que esa es la sensación. Y el tiempo es precioso.

Aunque donde voy encontraré otro frío, el de aquí me está resultando sobrecogedor y desasosegante.

De las últimas cosas que voy a hacer en este sitio: deciros hasta pronto. Necesitaré unas semanas para reorganizar a los demás , a acostumbrarlos a verme en otro sitio, pero volveré a daros la lata pronto. Y seguramente, antes de lo previsto.

Un abrazo y un beso para todas y todos.

hep.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

suerte hep!
encontrarás alegría, magia y buena gente haya donde vayas... no tengo ninguna duda
un abrazo enorme
anna

Nanny Ogg dijo...

Vayas, donde vayas, mucha suerte... y vuelve pronto por aquí.

Besos

Maris.~ dijo...

Ahora que encontré este espacio hermoso, justo te vas en busca de nuevos senderos!!!

Suerte de todos modos, esperaré a que regreses :)

masha dijo...

Vamos quemando etapas con más o menos dolor, pero de eso se trata al final....

Y mañana sonreiremos al recordarlo.



Besos y ánimos!

Maribel dijo...

Los cambios son buenos. Nos ayudan a dejar atrás peajes y a reconstruirnos mejor y más guapos.

Solo espero que tu ausencia no sea larga. Cada vez que entro por aquí no solo no siento el frío sino que me encuentro como en casa.

Un beso fuerte, Isabel